La nueva y bella tendencia de las orejas maquilladas

Desde hace algún tiempo hemos podido ir viendo como surgía una nueva tendencia en las pasarelas: colorear los lóbulos de las orejas. La columnista Diana Vreeland fue una de las primeras en maquillarlas con carmín rojo y por eso parece que cada vez que las vemos aparecer su nombre sale a colación. Esta nueva tendencia, se dejó ver en el pasado desfile de Proenza Schouler de la mano de la maquilladora Diane Kendall, pero esta vez en colores ocres, inspirados en las fotografías de Jackie Nickerson. Louis Vuitton y David Delfín son otras de las firmas que apostaron por ello en las últimas temporadas.

proenza

Las orejas pintadas tienen un toque un tanto sobrenatural. Son capaces de conjurar criaturas futuristas de ciencia ficción —como la versión plateada de McGrath— aunque evocan algo más antiguo. Pues, aunque parece que esta nueva “costumbre”, es una idea sacada de personajes relevantes, en realidad la obsesión de la moda con las orejas viene de mucho antes.

bimba-bose-desfile-david-delfin-pv-2015-640earmakuep2-zmakioreja-jpg_296026913orejas-maquilladas-la-curiosa-y-bella-tendencia-impulsada-por-willow-smith-body-image-1474991145

La historiadora especializada en cosmética Rachel Weingarten menciona a los Pictos, una tribu celta de los siglos VII y VIII cuyo nombre significa literalmente ‘pintados’ o ‘tatuados’, como posible precedente histórico a la tendencia actual de las orejas maquilladas. “Se pintaban el rostro y cuerpo con tinta azul para defenderse de los romanos invasores”, explica. Los Maorí también tienen una marcada tradición en los tatuajes (o moko), que incluye el tatuaje en las orejas, además de la creencia de que el rostro es la parte más sagrada del cuerpo humano.

tribu-maori

Otro posible precedente se encuentra en Estados Unidos, la tribu extinta Yuma de Arizona llevaba tatuajes muy elaborados en el rostro además de pintura en la cara. Algunos creían que se trataba de una forma de que se les identificara en el más allá, y por eso las tribus se pintaban parte de la oreja con arcilla, pintura o plantas antes de ir a la guerra.

Otras tendencias que siguen por la misma línea del maquillaje de oreja contemporáneo, son los Ear cuff que estoy segura que ya habréis descubierto y que incluso tendréis en vuestro joyero –se trata de joyas que abarcan toda la oreja (como los dragones de Rodarte)-. Pero si queréis saber quién fue una verdadera pionera del maquillaje en las orejas aquí os muestro una foto de 2010 de Willow Smith, que, a la temprana edad de 11 años, ya se atrevía con todo.

No creáis que esto fue un incidente aislado, Willow se ha mostrado desde entonces con looks similares, y con el cartílago y los lóbulos maquillados, y francamente es la persona perfecta para traernos este look. La oreja con el ribete plateado le queda genial, porque las orejas maquilladas y Willow representan lo mismo: ser diferente y estar orgullosa de ello.

oreja

La verdadera cuestión que me aborda ahora es: ¿Esta tendencia tiene papeletas para saltar a la calle o va estar siempre renegada a la pasarela? Personalmente espero cruzarme con ella pronto. Desde mi punto de vista se trata de una estética sencilla y muy original. Además, si ya nos aplicamos sombras de colores y purpurina en los labios, los pómulos y los ojos ¿Por qué no en las orejas?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s