Amazing People: HAYLEY MANDEL

Durante muchos años la industria de la moda ha despertado grandes polémicas por estar dominada por imágenes de mujeres delgadas –a veces excesivamente- y heterosexuales y en cierto modo, se había relegado al resto de cuerpos y sexualidades que se alejaban de esa norma. Pero seamos francos, por suerte en los últimos años todo esto parece estar cambiando y cada vez son más diversos los tipos de mujeres que llegan a nosotros y parece que al fin se está dejando de ofrecer un único patrón de belleza. Ejemplo de todo esto es Hayley Mandel, una modelo homosexual de 118 kilos que se está convirtiendo en una estrella en el mundo de las “modelos no convencionales” y de la que os voy a hablar en esta ocasión.

industria-moda_PLYIMA20170127_0025_5

Hayley muestra su cuerpo con orgullo y sin complejos y hoy cuenta con miles de seguidores en Instagram. Ella posa, se contonea y se desnuda –literal y metafóricamente– ante la cámara. Su cabeza rapada, sus impactantes ojos azules, maquillaje estridente, piercings y tatuajes consiguen que parezca más mayor de lo que es en realidad, pero solo tiene 20 años.

Screen Shot 2016-12-22 at 11.48

Hayley no solo utiliza su Instagram y sus redes sociales para mostrar su aspecto y ejercer como modelo, sino que ha convertido sus cuentas en plataformas donde practica activismo a favor de los temas que más le preocupan, siendo uno de ellos la discriminación que sufren las personas de complexión gruesa. Y es que, si nos paramos a analizar las estadísticas, podremos descubrir que el 67% de las mujeres de Estados Unidos usan una talla 14 o más (que es el equivalente a una talla 42 en España, talla que se considera –por motivos que no alcanzo a comprender- dentro de las tallas grandes) y sin embargo, estos cuerpos solo suponen el 2% de las imágenes que a menudo vemos en revistas, anuncios publicitarios y medios de comunicación, y lo que todavía es más preocupante: la mayoría de las líneas de ropa ni siquiera incluyen estos tallajes en sus productos, lo que quiere decir que la minoría, en este caso traducida a mujeres delgadas tienen una gran variedad de ropa para escoger y sin embargo la mayoría, representada por las mujeres de complexión mayor, tienen una variedad de productos y prendas muy limitada donde escoger. Es un tanto injusto ¿No creéis?

Screen-Shot-2017-01-27-at-5.17.25-AM

“Publico imágenes de mi cuerpo gordo y de como soy porque las únicas representaciones de personas gordas que la mayoría de gente conoce son negativas, estereotipadas”, escribe Hayley en uno de sus posts. “Es muy importante conseguir una representación precisa, especialmente tratándose de un grupo que a menudo se encuentra fuera de las conversaciones. La gente necesita ver que una persona gorda puede ser sexy, segura de sí misma, divertida, talentosa, inteligente. Es decir, todos los tipos de cosas que una persona delgada puede ser”, explica.

image (1)

Para ella, la visibilidad de las gordas es vital para el feminismo, la ahora mercantilizada industria de la ‘body positivity’ y para el bienestar de los miles de millones de personas afectadas por unos estándares de belleza irreales que establece la industria de la dieta”.Screen Shot 2016-12-09 at 1.00

“Estoy aquí. Soy gorda. Y no voy a callarme” gritan sus publicaciones.

Screen Shot 2016-10-03 at 9.23

Para Hayley llegar a estas determinaciones a tan temprana edad no ha sido nada fácil, pese a lo que pueda parecer por la seguridad en sí misma que rebosa en cada una de sus publicaciones. Ella siempre fue la “típica niña gorda” del instituto que acaparaba burlas y lo que claramente le ocasionó problemas de autoestima y para hacer amigos. Poco importaba que su exceso de peso se debiera a problemas hormonales o que arrastrara casi en secreto un trastorno alimentario en su adolescencia. Por si esto no era suficiente para hundirla, hace dos años, sufrió varias agresiones sexuales que le provocaron un episodio psicótico que afectó a su salud mental, lo que hizo que se hundiera más y más hasta que en un momento dado llegó la rabia y la indignación, y con ello la decisión de recuperar las riendas de su vida: “Pensé que iba a hacer algo drástico y me di cuenta de que no lo estaba hablando con nadie. No iba a terapia, no tenía salida, no me encontraba en un ambiente seguro para estar hablando de nada de esto”.

Screen Shot 2016-11-26 at 5.30wanker

No obstante, encontró el modo de desahogarse y no solo eso, sino de salir adelante con su vida y denunciar las injusticias: empezó a usar Internet para hablar de su realidad, de su ansiedad, obesidad, enfermedad mental y del trauma que arrastraba desde la agresión sexual. Tal vez no acudió a terapia, pero lo escribía y lo compartía con el mundo, convirtió al público en su confidente y a las fotografías y vídeos de su cuerpo desnudo en esa terapia de choque que necesitaba y finalmente en el mejor empoderamiento. Una solución poco convencional para alguien poco convencional.

wank again

Muchas veces la sociedad demoniza a las mujeres que deciden poner su salud (emocional, física o mental) en primer lugar y también esto es algo que Hayley denuncia: “La mujer que, por una vez, rechaza el trabajo emocional que nunca será recíproco, es egoísta. La mujer que practica el amor propio y el cuidado es narcisista, no está haciendo lo suficiente para su comunidad. Todavía se considera egoísta, incluso cuando son estiradas al máximo. Se considera “radical”. Que los cielos bendigan a la mujer egoísta que sabe que no está obligada a asumir la carga del mundo”.

wank

Hayley es otra de esas personas que lucha por el respeto y la tolerancia y en contra de los prejuicios, es una mujer con mucho coraje que tiene que vivir en un mundo donde ser gordo, ser mujer y tener pelo en un sitio que no sea la cabeza o sufrir problemas mentales y salirse de lo socialmente establecido no está aceptado. Ella no se esconde, lucha por romper los tabúes y baila semidesnuda en sus videos, cuelga fotografías en las que aparece en ropa interior mostrando sus ingles sin depilar o en los primeros planos de su cuerpo ante el espejo. Muestra su realidad y su aspecto pese a lo que puedan decir o pesar de ella. Es más, su objetivo es claro: provocar e incomodar “No en el mal sentido. Pero, al mismo tiempo, ningún crecimiento viene del confort. Si estás cómodo, no estás creciendo. Cuando las personas se metan a mi página de Instagram necesito que se sientan incómodas”, cuenta en Refinery29.

Screen Shot 2016-10-14 at 7.42

Y lo consigue. Muestra sin titubeos los kilos de grasa, la celulitis, los pelos, las poses forzadas, y sus pechos al aire. Todos esos detalles considerados “imperfecciones” con los que el 67% de la población de un país cuenta –y más, estoy segura, aunque no con el pack completo-. Para que nos replanteemos lo ridículo y absurdo que es regirnos por un único patrón de belleza al que muchísimas veces ni siquiera podemos aspirar porque no es real, hasta el punto de relegar a la marginalidad lo que al final resulta ser la mayoría de la población. Reeduquemos nuestros ojos y nuestra mente y aprendamos a ver y a mirar mejor.

Rt9HJI.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s